Desgranamos la Máquina de Coser Singer 2259 Tradition

¿Quién no ha tenido jamás un dobladillo que arreglar o bien un botón que coser y no ha tenido tiempo de llevar su ropa a un sastre? Mientras que en el pasado las máquinas de coser eran frecuentemente incómodas y difíciles de emplear, con Singer 2259 Tradition estos inconvenientes se han superado en gran medida. Sólido y equipado con un asa para transportarlo, este producto es singularmente adecuado para los recién llegados a la costura y para aquellos que desean, en poco tiempo y sin coste adicional, organizar su ropa.

VER PRECIO EN AMAZON

Tradicional en sus líneas pero exageradamente pequeño en tamaño (22 x 41 x 35cm) Singer 2259 Tradition está construida con materiales fuertes y resistentes; el plástico duro con el que está cubierto resiste bien a los golpes y rasguños al paso que, con sus siete kg de peso, no es demasiado pesada para hacer que se canse al moverla, pero tampoco es tan ligero como para no ser estable. Las reducidas dimensiones dejan ponerla sobre cualquier superficie de apoyo y guardarla, una vez terminada la obra, en un estante o bien en el interior de un mueble.

Intuitiva y fácil de usar

Una de las cosas que hacen que esta máquina de coser sea conveniente incluso para aquellos que nunca han cosido antes, es que es extremadamente fácil de usar por el hecho de que, todos y cada uno de los pasos están indicados en el cuerpo. Partiendo de la parte superior, donde encontramos el soporte para el bobinado de los carretes y cuyos pasajes, para la trasferencia del hilo desde el carrete más grande al más pequeño, están indicados con precisión para que sea absolutamente imposible cometer errores.

En la parte lateral derecha del cuerpo hallamos la rueda para subir y bajar el prensatelas al paso que en la parte delantera encontramos el pomo para la selección de las puntadas, el de la longitud de las puntadas y la palanca para el retroceso que deja que la aguja recule. El plano inferior, sin embargo, se abre para permitir la inserción del carrete y aquí, como en el caso del hilo que debe introducirse en la aguja, los pasos a realizar con el hilo, están claramente indicados y guiados a fin de que la operación sea verdaderamente sencilla.

Práctica y versátil

Si bien puede parecer simple y por lo tanto con poca funcionalidad, Singer 2259 Tradition, no sólo es un producto completo, sino también práctico y capaz de satisfacer todas y cada una de las necesidades de aquellos que deciden tener su máquina de coser en casa. De hecho, con 19 puntadas de costura, 7 de las cuales son ornamentales, 6 útiles y 5 flexibles, no sólo le permitirá limitarse a las operaciones básicas, sino también dar rienda suelta a su imaginación y creatividad.

Pero la versatilidad de esta fabulosa máquina de coser viene dada también por otros dos factores: la posibilidad de ajustar el ancho del zigzag, algo que no todos los competidores de la misma banda tienen, y poder eliminar una parte de la encimera para poder convertirla en un brazo libre, capaz de trabajar fácilmente aun sobre tejidos tubulares como mangas de camisas o piernas de pantalones. Con garantía de 5 años por el fabricante, Singer 2259 Tradition es una compra segura de la que nunca se arrepentirá.

Deja un comentario